12/6/17


Los cómics de la licencia de “El Planeta de los Simios” han tenido una suerte dispar en nuestro país. Hace más de 30 años se publicó de la mano de Vértice gran parte del material editado por Marvel, en cuyas páginas nos encontramos a artistas de la talla de Mike Ploog o George Tuska. Ya entrados en el nuevo siglo, y con la película de Tim Burton de por medio, Planeta de Agostini decidió sacar un par de grapas licenciadas por Dark Horse en USA que pasaron sin pena ni gloria por estas tierras y que se pudieron ver saldadas en infinidad de tiendas.
Mientras otras editoriales mes sí y mes también llenan las estanterías con refritos de obras recientemente publicadas, es de agradecer que otras como Aleta Ediciones decidan arriesgar comprando ciertas licencias inéditas como esta de la que os hablamos, con el material de “El Planeta de los Simios” que BOOM! Studios empezó a publicar hace casi un lustro.

Humanos y simios conviviendo en armonía...
En este primer tomo, se nos presenta una época de prácticamente total armonía entre simios y humanos, juntos pero no revueltos, hasta que un desafortunado ataque terrorista contra uno de los simios más ancianos y respetables por parte de un humano hará que dicho tiempo de paz quede pendiente de un hilo. El protagonismo recae en dos personajes femeninos: Sullivan, humana trabajadora y para mas inri embarazada, y Alaya, una chimpancé de clase alta; ambas criadas y educadas por dicho anciano y a su vez líderes de sus especies, lo que hará más complicado aún el mantener el status quo entre ambas civilizaciones, ya que mientras una quiere buscar al traidor entre los suyos, la otra no duda en utilizar la fuerza y el castigo para dar con él, llegando a reclutar a Nix, un peligroso gorila albino condenado por crímenes de guerra, pero a su vez persona de confianza del anciano.
En estos cuatro primeros números el guionista Daryl Gregory prepara el tablero y las piezas para lo que se aventurará más adelante, la guerra que tendrá lugar a partir del segundo tomo que saldrá a la venta este mismo mes. El escritor presenta a los personajes de forma majestuosa, dotándolos de personalidades muy definidas prácticamente en el primer número, lo que hace que te sumerjas en el universo del Planeta de los Simios casi desde el principio. A los lápices, el brasileño Carlos Magno (que muchos ya conocerán por "Deathmatch", también publicado por Aleta) se encarga de forma bastante notable de dar vida a los personajes, tarea que no resulta nada fácil cuando hablamos de simios, otorgándoles a cada uno de ellos características propias, y evitando que todos nos parezcan iguales.

...y el hecho que hará que todo se vaya a la mierda.
Espero que las ventas acompañen y que Aleta, además de los volúmenes que compondrían esta serie (éste sería el primero de un total de cinco), se lance a publicar la serie hermana, "PDLS: CATACLYSM", con los simios de las películas originales, es decir, el Dr. Zaius y compañía.
La lectura, y esto ya es una valoración muy personal, que me deja dicho tomo, y sin querer politizar mucho el artículo, se podría asemejar a la situación actual que se está viviendo en todo el mundo en relación a los ataques por parte del radicalismo religioso. Ha resultado ser la metáfora perfecta para mostrar que, aun conviviendo juntos pese a mantener tantas diferencias ideológicas, tan sólo necesitamos la más mínima excusa para hacer estallar un conflicto que se mantenía dormido.



0 comentarios :

Publicar un comentario

Danos tu opinión :)