6/11/15


Es curioso como puede un director saltar de realizar una película tan correcta como “The Shrine” (ganadora en Sitges del Midnight X-Treme, en el 2007) o de una gamberrada como “Jack Brooks: Cazador de Monstruos” a una tan convencional y aburrida como esta “Goddess of Love”. Aunque las malas lenguas (las nuestras, concretamente) dicen que la mayor culpa reside en la guionista/diseñadora de producción/protagonista, Alexis Kendra. Ella misma se encargó de presentar la película en el último Festival de Cine de Catalunya, Sitges’15. Una señora bastante operada que en pantalla logra quitarse quince años de encima gracias a la magia del cine.

Ocurrió que después de aguantar la sesión no pudimos reprimir el impulso de fabricar una fantasía sobre el posible origen de “Goddess of Love”. Esa historia empezaba con una striper de Hollywood, enamorada del cine, que empieza a escribir una historia (por supuesto con ella de protagonista) con la esperanza de convertirla en película. Un batiburrillo de muchas películas de intriga y una oportunidad de enseñar al mundo entero que una striper puede ser una gran artista, con todo lo que ello implica, una maestra en el arte de la pintura, la música, etc… No creo que el verla por la noche y después de haber visto otras cinco o seis películas fuera el desencadenante del resultado de eso… Sólo hay que ver la primera escena de la película, donde la protagonista, ¿interpretada? por nuestra querida Alexis, realiza un bello body painting en su casa. O aquella donde toca una bonita canción en el piano. O aquella donde esta cagando en su lavabo, completamente desnuda….


Pero tiempo después, aún con los recuerdos de los buenos momentos que pasamos al salir del cine, preparado para escribir una reseña sobre la película, decido investigar un poco sobre Kendra… y te hace sentir mal. Según IMBD (qué haríamos algunos sin IMBD...), actriz en 15 títulos (vale, la mayoría son episodios de televisión (donde sorprendentemente repite papel como enfermera) o cortometrajes), además de productora de 3 (vale, una de ellas es esta peli y las otras dos son cortos) pero es que también es voluntaria de Global Orphanages, una ONG sin ánimo de lucro. Ese personaje que habíamos creado esa noche se vuelve un poco más humano… y nosotros fuimos crueles con nuestras fantasías... pero luego recuerdas aquellos 93 min en el Retiro, esos colores que inundaban cada fotograma, esos modelitos que Kendra lleva en las escenas en el club de stripers, esas interpretaciones y el tedio que experimentas al ver una película ya vista mil veces sin nada que despierte ningún interés… y ya no te sientes tan mal.


En fin, que sería el festival de SITGES sin una de estas películas que las sufres mientras las ves, pero que después no puedes dejar de reír con los comentarios que se crean a partir de ella. En resumen, una thriller psicológico con toques ¿eróticos? intentando recuperar el espíritu de algunas películas de los 90, esos thrillers con un final sorprendente. Una película que nos dejó la sensación de ser una carta de presentación de Kendra para algo más… a ver si nos sorprende con algo nuevo para el SITGES del año que viene.




0 comentarios :

Publicar un comentario

Danos tu opinión :)