30/10/15


Sí... Ha llegado Halloween, la fecha favorita de Jack Skeleton, Tim Burton, y los niños yankees adictos a las chuches. O, mejor dicho... De los niños, a secas.

Una fiesta única para unos, una mamarrachada para otros... Más allá de la polémica que trae consigo la adopción de cualquier cosa foránea (¿existirá el término "racismo cultural"? Si no, ya lo acabo de patentar yo), lo cierto es que se trata de una tradición ancestral muy arraigada en muchos países (algunos en absoluto lejanos al nuestro) y, guste o no, en los últimos años se ha convertido en una fecha esperada por cada vez más seguidores en nuestro país... ¿Y por qué debería ser esto una amenaza para las costumbres propias? ¿Por qué? ¡¿Por qué?! ¡Por qué!

Basta. No pienso entrar en debates socio-políticos en esta ocasión... Lo mío son las películas.


Así que, para celebrar esta fiesta siniestra, voy a hacer un repaso por mis títulos favoritos para disfrutar este día... O esta noche (y si es en plan maratón y en compañía de susto fácil, mejor).

Normalmente haría un TOP-5, pero en esta ocasión parece que el cuerpo me pide, no sé... Un TOP-6 (qué tendrá el 6...):

6. "Halloween" (la saga... O parte de ella):

Qué título más apropiado, y qué mejor manera de empezar esta lista que con aquella cinta de culto de 1978 que construyó las bases de un subgénero (el de los "psychokillers").

Dirigida por el gran John Carpenter, supuso el nacimiento de dos nombres propios dentro de la historia del cine: Michael Myers (ese asesino de 2 m., máscara blanca inexpresiva, y paso lento pero firme al ritmo de una BSO desquiciante), y Jamie Lee Curtis, hija de los míticos Janet Leigh y Tony Curtis, que debutó con esta película y repitió papel en su primera secuela para desvincularse luego de la saga... Hasta que en 1998, tropecientas entregas absurdas y repetitivas después, y con motivo del 20º aniversario de la original, accedió a retomar su papel en "Halloween H20", una película que ignoraba toda la saga y retomaba el hilo argumental que quedó al finalizar la segunda entrega.

Y esas son las tres entregas con las que me quedo de esta serie interminable (sin contar los remakes): "Halloween", "Sanguinario (Halloween II)", y "Halloween H20", que además de ser una dignísima secuela (tanto que con ella debería haber finalizado la saga), cuenta con una de las mejores interpretaciones de la carrera de Jamie Lee Curtis.



5. "Psicosis":

Normalmente diría "ALERTA: ¡¡¡SPOILER!!!", pero esta película tiene ya sus 50 añitos (medio siglo... Se dice pronto), y es todo un clásico... Así que, quien no se ha escondido, tiempo ha tenido.

Y qué decir de esta joya en blanco y negro que no se haya dicho ya... Por ejemplo en ese curioso biopic de "Hitchcock", soberbiamente protagonizado por Anthony Hopkins y Helen Mirren.

Si "Halloween" construyó las bases del subgénero de las películas de asesinos en serie, "Psicosis" ya había colocado los cimientos, a bastante profundidad... A medio camino entre la psique de un complejo de Edipo importante, y un pantano llenito de coches de jóvenes incautas...

Alfred Hitchcock, la música de Bernard Herrmann, el (entonces) escandaloso desnudo de Janet Leigh, Norman Bates y la madre que lo parió, son parte ya de la historia del cine... Y los fabricantes de mamparas de cristal para baños nunca sabrán cómo agredecer el trauma que provocó LA escena de la película, que se cargó para siempre y a cuchillada limpia las hasta entonces seguras cortinas de baño...



4. "La Profecía" (1976):

Aclaro el año de la película (en "Psicosis" ni me molesté...) porque hace unos cuantos se estrenó un remake bastante olvidable con motivo del 30º aniversario, cuyo dato más destacable es que fue estrenado el 6 del 6 del 2006... Puntazo que se marcó el responsable de marketing. Por lo demás, ni la he visto ni pienso verla.

"La Profecía", con el legendario Gregory Peck a la cabeza del reparto, y ese "Ave Satani" de Jerry Goldsmith enervándonos la sangre (probablemente, la canción más atípica jamás nominada al Oscar a la Mejor Canción: un canto eclesiástico en latín y satánico... Siniestrote donde los haya), es una obra maestra del cine de terror. Y como en tantos otros títulos, una buena muestra del infalible maridaje que hacen los niños y las historias de este género.

Escenas inquietantes para dar y regalar... Aquí les dejo una.

Y que levante la mano quien no quiera cruzarle la cara al chiquillo durante media película...



3. "El Resplandor":

Stephen King + Stanley Kubrick + Jack Nicholson... Una lástima que el doblaje al español fuera uno de los peores de la historia, porque la película es, simplemente, única.

Pocas cintas de terror han conseguido retratar con semejante maestría el descenso a los infiernos de la locura, en medio de una atmósfera tan turbadora e insana como esta: la sensación de aislamiento, de vacío, ese hilo de miedo frío en medio de un estómago que arde en algunas escenas... El silencio... Y los pasillos. Qué pasillos tan largos, laberínticos y turbadores recorren el hotel Overlook, por el amor de Kubrick...

La imagen de aquella mujer de la bañera avanzando entre carcajadas por la habitación fue, probablemente, lo más fuerte que había visto hasta entonces en mi tierna infancia, cuando me topé con esa escena una madrugada de sábado en la 2 de TVE, cuando sólo emitían dos canales...

Así de vieja es la película; así de madurito (interesante) soy yo.



2. "La Semilla del Diablo":

"Suggested for mature audiences"... Así rezaba (nunca mejor dicho) el final del inquietante trailer de "La Semilla del Diablo" ("El Hijo de Rosemary", en el título original), y es que ya no se hacen anuncios así; ahora, con ver el trailer, no sólo sabes de qué trata la película, sino que ya conoces las frases memorables, los puntos de humor, los sustos, los giros argumentales, el final y los agradecimientos... Pero este no es el caso, y yo no les voy a desvelar nada. Sólo les diré una palabra: imprescindible.

Una obra maestra del cine de terror, escrita y dirigida por un maestro del cine, Roman Polanski (nominado al Oscar al Mejor Guión Adaptado por esta película), basada en la novela de Ira Levin, protagonizada por Mia Farrow, un estupendo John Cassavetes, y un espléndido reparto de secundarios entre los que destaca una inolvidable Ruth Gordon (ganadora del Oscar a la Mejor Actriz Secundaria).

Les dejaría con la célebre melodía compuesta para la nana de la BSO, o con cualquier escena que rezumara ese característico aroma a ungüento y paranoia (que tan bien domina Polanski) que desprende la película... Pero es que el trailer es estupendo.

"Recen por el hijo de Rosemary"...



1. "El Exorcista":

Probablemente, LA película de terror por excelencia: nominada a varios Oscar, incluyendo a la Mejor Película (pocas películas de terror han logrado esta distinción), por culpa de las tropecientas copias baratas (o carísimas pero fallidas) que se han estrenado en los 40 años que han pasado ya desde su estreno, puede que "El Exorcista" hoy se vea con otros ojos... Pero en su estreno provocó que algún crucifijo en el Vaticano se diera la vuelta (literalmente, según cuentan) y, si vemos la película olvidando cualquier parodia... Los pelos se siguen poniendo de punta.

¿Por qué? Porque habla de uno de los miedos más primarios y ancestrales del ser humano: la existencia del Mal en sí mismo. Y eso, si lo piensas solo en casa en una noche como esta, acoj...

Considerada una de las películas más importantes de la historia, cuenta con unas interpretaciones inolvidables: unos inmensos Max Von Sydow y Ellen Burstyn en unos de los mejores papeles de sus carreras (y eso, hablando de ambos, es mucho decir), una inolvidable Linda Blair en el papel de Reagan, y Jason Miller, que poco más destacable hizo en cine... Pero que ni falta le hizo, porque se marcó una interpretación memorable como el Padre Karras. Todos nominados al Oscar salvo Sydow (al que la Academia le debe, al menos, uno honorífico).

Y todo aderezado con una de las bandas sonoras más reconocibles de todos los tiempos...

Algo tiene esta película...



En fin, queridos... Con este buen cuerpo que les dejo, espero que disfruten de una noche especial. No se les ocurra jugar a la Ouija, no repitan cosas raras mirando fijamente al espejo... Y no vean ninguna de estas películas a solas.

Ah... Y Feliz Halloween.



0 comentarios :

Publicar un comentario

Danos tu opinión :)